CLM apuesta por la unión para defender el agua en beneficio común de toda la región

CLM apuesta por la unión para defender el agua en beneficio común de toda la región

El presidente García-Page ha presidido el acto del Día Mundial del Agua celebrado en Talavera

La consejera de Fomento, Agustina García Élez, ha apostado por la unión de todos los sectores de la sociedad castellano-manchega “para defender un recurso tan importante para esta tierra como es el agua”, porque como ha dicho, “ha quedado demostrado en estos días más que nunca que es necesario ir de la mano de las plataformas, asociaciones naturalistas y medioambientales, pueblos ribereños, regantes y ciudadanía en general para conseguir la fuerza que necesitamos como región, algo que redundará en beneficio común de todos los castellano-manchegos y su prosperidad y, por supuesto, hará una región atractiva para quedarse, forjarse un presente y erigirla hacia un futuro”.

De esta forma lo ha manifestado la consejera durante su intervención en el acto institucional del Día Mundial del Agua en Castilla-La Mancha que ha estado presidido por el presidente regional Emiliano García-Page, y en el que también han participado el presidente de las Cortes regionales, Jesús Fernández Vaquero, los consejeros de Educación, Cultura y Deportes, Ángel Felpeto; de Bienestar Social, Aurelia Sánchez; el presidente de la Diputación de Toledo, Álvaro Gutiérrez; y el alcalde de la ciudad, Jaime Ramos.

Un día que, como ha dicho García Élez, “es fundamental para visibilizar la importancia de un bien básico, imprescindible y cada vez más escaso, y sobre todo para dejar claro el compromiso que debe existir a nivel mundial con su conservación y uso sostenible”.

En este sentido, la responsable de Fomento, ha señalado que esa unidad se tiene que materializar en el Pacto Regional del Agua “para mostrar de frente a toda España lo importante que es para nosotros el agua, recordando que hemos sido y somos solidarios, pero que no podemos ver cómo se va por una tubería la mayor garantía de desarrollo”. Solo así, ha dicho, “estaremos contribuyendo a la vertebración de la planificación hídrica de España, mirando a ese Pacto Nacional de Agua que asiente nuestra postura porque a Castilla-La Mancha no le sobra el agua, a las evidencias climatológicas me remito, pero sí que le sobra el trasvase”.

Como ha recalcado, “se trata de hacer justicia y de igualdad en las oportunidades, después de 40 años de saqueo. No se trata de partidos políticos, sino de llegar a un acuerdo de verdad, que también beneficie al Levante, pero nunca que se perjudique a Castilla-La Mancha, porque allí en el Levante tienen en las desaladoras una tabla de salvación”.

En palabras de la consejera, el agua es vida para las personas y un nicho de oportunidad para la generación de negocio empresarial y creación de empleo; también de valor turístico, de reclamo para el retorno, por ello, ha asegurado que “entre todos debemos tener la responsabilidad de no agotar los recursos naturales, de hacer un uso sostenible para dejar la tierra en las mejores condiciones para las generaciones venideras”.

Así ha señalado que “el agua necesita de un cambio de paradigma en su uso y su gestión. Cada día aparecen fuentes de energía alternativas y vanguardistas a recursos como el petróleo, más eficientes y limpios; pero para el agua aún no tenemos sustituto; agua solo hay una”, pero si alternativas como la desalación y la reutilización.

García-Page: “Estoy dispuesto a hacer una devolución de lo que falsamente llaman compensaciones por el trasvase si devuelven el agua”

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha asegurado estar dispuesto a devolver a las comunidades de regantes de las regiones de Levante el dinero de lo que “falsamente” se conoce como compensaciones por las tarifas del acueducto Tajo-Segura a cambio de que “devuelvan el agua” o que, simplemente, “se acabe el trasvase”.

A juicio del presidente de Castilla-La Mancha, la reciente sentencia del Tribunal Supremo sobre las tarifas del trasvase Tajo-Segura pone de manifiesto que, durante años, los regantes de las regiones del Levante han estado pagando “chucherías” o “calderilla” por el agua del Tajo.

Del mismo modo, García-Page ha advertido que, si el Gobierno de España o las confederaciones hidrográficas tuvieran la intención de ejecutar dicha sentencia “antes a costa de los regantes del Tajo que de los que reciben el trasvase, se van a encontrar en frente al Gobierno de Castilla-La Mancha de una manera clara y rotunda, no solo en los tribunales”.

En la misma línea, el presidente regional ha vuelto a plantear la posibilidad de “subvencionar” el agua desalinizada y fijar el mismo precio que el que tiene actualmente el metro cúbico del agua del trasvase, siempre y cuando las infraestructuras ya construidas –y en las que se llegaron a invertir más de 500 millones de euros– comiencen a ser consideradas como un recurso prioritario para el abastecimiento hídrico y se abandone el acueducto Tajo-Segura.

Unidad de acción política

En este punto, el jefe del Ejecutivo autonómico ha realizado una llamada a la “unidad por la región” y ha reclamado “coraje” a los principales responsables de los distintos partidos en la comunidad autónoma para hacer frente “a sus jefes en Madrid” y defender los intereses hídricos de Castilla-La Mancha, algo que, ha dicho, ocurre en la Comunidad Valenciana o en la Región de Murcia.

“Aquí hay gente que ha traicionado a Castilla-La Mancha cuando ha tenido la responsabilidad”, ha lamentado García-Page, recordando que algunos representantes políticos regionales “aquí dicen una cosa y en Madrid dicen lo contrario”.

“Un atentado ecológico”

El presidente de Castilla-La Mancha ha asegurado que el trasvase Tajo-Segura es “una decisión política e injustificada técnicamente” que supone, al mismo tiempo, “un despilfarro”; una obra fruto del hecho de que “no hubiera elecciones” y “responsabilidad de la dictadura de Franco”.

“Si hubiera habido democracia y autonomía” a principios de los años 70 del pasado siglo XX, ha abundado García-Page, “nunca se hubiera podido hacer este atropello”, a la vez que ha asegurado que “aún hoy es difícil que ningún partido reclame tantos trasvases como los que hizo el dictador”.

“Lo único que queda vivo es una obra faraónica producto de la dictadura”, ha lamentado el presidente regional, quien también ha incidido en la responsabilidad, mayor o menor, de todos los gobiernos centrales en el mantenimiento del trasvase Tajo-Segura; una infraestructura que, ha asegurado, será considerada en el futuro “un atentado ecológico”.

Prev UPA CLM recuerda el papel crucial de los agricultores en la gestión de los recursos hídricos
Next III Festival de Copla y Canción Española

0 comentarios

Aún no hay comentarios

Puedes ser el primero en comenta esta noticia!

Comenta