El triduo a la Virgen de la Esperanza resultó muy concurrido

El triduo a la Virgen de la Esperanza resultó muy concurrido

Aunque tradicionalmente y en los últimos años, la Muy Ilustre y Real Cofradía de Nuestro Padre Jesús Caído y María Santísima de la Esperanza conmemora la festividad de su cotitular la Virgen de la Esperanza con una Misa de Acción de Gracias, este año debido a que se cumple el XXX aniversario de su primera salida procesional, se ofreció un triduo que acogió la parroquia de la Asunción y que estuvo muy concurrido y solemne.

Los dos primeros días ocupó la Sagrada Cátedra el vicario parroquial, Ángel Francisco Rivas Fernández, y el día de su festividad (este pasado lunes), estuvo presidido por el cura párroco y a su vez consiliario de esta Cofradía, Enrique Galán Ruedas, participando como en días anteriores distintos hermanos y componentes de la Junta de Gobierno en las lecturas y en la oración de los fieles y de acolito.

En la monición de entrada, el secretario general Ángel López Sánchez se refirió al especial significado de esta festividad, y recordó el tiempo de Adviento como preparación para salir al encuentro del Señor que nace en Belén cada 25 de diciembre desde hace más de dos mil años.

Hubo también un especial recuerdo para todos los que ya no están entre nosotros y que en años anteriores compartieron esta ceremonia religiosa.

El oficiante también se refirió a la advocación de María Santísima de la Esperanza por lo que significa en nuestras vidas y recordó la inminencia del nacimiento del Hijo de Dios, así como a las bondades de María.

A la conclusión se efectuó el venerado besamanos.

La Virgen de la Esperanza que fue situada durante los tres días del Triduo en el Altar Mayor lucía la diadema de procesión. Sobre sus manos el rosario que donara el anterior hermano mayor, Tomás Muñoz Salas.

Como exorno, aparte de un delicado ramo de flores de tonalidades blancas con un lazo que representa los colores de la bandera de España, dos faroles dorados con velas de cera natural y un exquisito brocado verde que servía de alfombra para que la Virgen estuviera expuesta a la devoción.

En la fotografía, componentes de la Junta de Gobierno, el Consiliario y representación de las distintas comisiones ante la Virgen de la Esperanza.

Prev El consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, ha participado en Solinavidad 2017
Next El Noblejas, colista, gana al Juvenil valdepeñero

0 comentarios

Aún no hay comentarios

Puedes ser el primero en comenta esta noticia!

Comenta