Septiembre: Empezar de nuevo, empezar con Actitud.

· Septiembre:Empezar de nuevo y con actitud
Septiembre: Empezar de nuevo, empezar con Actitud.

El Hombre que se levanta aún es más grande que el que no ha caído

Concepción  Arenal

Emprendemos un nuevo mes, Septiembre, que para muchos significa el fin de las vacaciones, la vuelta a la rutina e incluso el planteamiento de propósitos renovados dirigidos a adquirir un estilo de vida saludable para enmendar los excesos del verano.

En esa dirección, necesitamos regularizar nuestro ritmo del sueño para retomar el horario habitual en nuestro día a dí­a, equilibrar la dieta haciéndola más equilibrada, practicar ejercicio e incluso plantearnos metas que nos ayuden a superar el cambio deseado hacia encontrarnos mejor con nosotros mismos y para ello se requiere voluntad, perseverancia y actitud positiva.

Sin embargo, el volver a la rutina para muchos significa ” volver a su zona de Confort” (os recuerdo que en el post de abril, ya aludimos a ella y podéis refrescar el concepto así­ como las claves para salir de ella) y continuar en un estado aletargado, con resistencias y falta de aceptación hacia lo que nos encontramos que no nos gusta de nuestra vida, sin ganas de desapegarnos de unas vacaciones ya pasadas y que pueden convertirse en un “Síndrome postvacacional”, que se puede traducir en falta de apetito, trastornos del sueño, dolores de cabeza, apatí­a, irritabilidad o malestar general, entre otros muchos sí­ntomas.

Para otros sin embargo, puede convertirse en una oportunidad para plantearse aires nuevos, otras opciones y ví­as que se dirijan hacia un estado de bienestar.

Como podemos ver todo es cuestión de actitud y de empezar siempre de nuevo.

Cada dí­a es un desafío y volver a empezar significa  creer que podemos aprender constantemente.

Es por ello que os propongo para este último cuatrimestre, una actitud de cambio para relacionaros de nuevo con vuestra rutina y circunstancias de una manera más equilibrada que no os lleve al estrés y ansiedad habituales que os provoca vuestro dí­a a dí­a.

Darnos cuenta de cuales son nuestras pautas erróneas, aprender de ellas, corregir en el rumbo deseado y si nos equivocamos  volver a corregir, hasta llegar al destino deseado. No importa las veces que nos caigamos en  el intento, lo verdaderamente valioso es encontrar el valor necesario para levantarnos, para querer empezar de nuevo, para soltarnos de lo que no nos vale o nos intoxica y aprender de los errores, responsabilizarnos y no culpabilizar.

El que se levanta ha aprendido, y aprender de verdad requiere verdadera grandeza, pues no hay aprendizaje sin humildad y como dice Alex Rovira: “En la vida, la mayoría de aciertos nacen de rectificaciones. Y las rectificaciones nacen de la humildad. No hay aciertos sin humildad”. Es cierto que el que no ha caí­do es digno de encomiar, pero quien a pesar de haber caído se levanta, ese: ha crecido.

Es por ello, que este nuevo empezar de nuevo, nueva temporada, nueva estación, nueva vuelta al trabajo, nuevo camino, nueva relación o nuevas  rutinas, sea a lo nuevo que os enfrentéis en vuestra vida sea: con la  actitud amorosa hacia vosotros y vuestro entorno, con todo el ánimo necesario para crecer como ser humano y sobre todo con la humildad para admitir los errores y fracasos como lecciones de la vida.

                                   Marí­a José Navarro Delgado

También podeis seguirme a través de Facebook  @mariajoseahorayo (mindfulness y sistémica)

www.ahorayo.com

 

Prev El espectáculo de Danza "Wabi Sabi" en La Solana el 30 de septiembre
Next Bolaños arrana sus fiestas con la coronación de la reina y damas en el Castillo de Doña Berenguela

0 comentarios

Aún no hay comentarios

Puedes ser el primero en comenta esta noticia!

Comenta